Consejos de compra para las rebajas del Black Friday3 min

El día después de Acción de Gracias (viernes) se conoce como Viernes Negro. Esto solía ser de manera no oficial u oficial el comienzo de la temporada de compras navideñas. Casi todas las tiendas salen con Doorbuster Sales con el especial de reserva anticipada para atraer consumidores a su tienda. La gente hace cola horas antes de que se abran las tiendas, para aprovechar las ofertas del año. En los últimos años, hemos sido testigos de una tendencia hacia la puesta en línea de las ventas del Black Friday antes del viernes.

La razón más cercana de por qué se conoce como Black Friday se da en Wikipedia: “Muchos minoristas informan algunas de sus ganancias más altas el Black Friday. La parte negra del nombre,” Black Friday “, se relaciona con las empresas que registran sus pérdidas en rojo. tinta y ganancias en negro. Esta tradición sigue viva en el software de contabilidad moderno, de ahí el nombre “. El término Black Friday ganó fuerza en Internet. Los sitios web de ofertas comenzaron a destacar las “ventas del Viernes Negro” a partir de 2003 y los minoristas lo recogieron. Básicamente, Black Friday es un término de Internet. Antes de eso, la gente solía referirse a las ventas como ‘Día después de la Venta de Acción de Gracias’ o alguna variación de la misma.

  • 1. Comparar es ahorrar: por un lado, puedes encontrar el mismo producto a precios muy diferentes. Por otro lado, a menudo existe un producto mejor que te puede salir más barato (o con mejor relación calidad/precio).
  • 2. Junto al precio rebajado siempre tiene que figurar o el precio original o el porcentaje de la rebaja (o las dos cosas). 
  • 3. Aunque sean rebajas, las garantías son las mismas de siempre: recuerda que si compras en persona solo están obligados a devolverte el dinero si lo que compras tiene algún defecto de fábrica. Si te arrepientes o te equivocas las tiendas NO están obligadas a devolverte nada (aunque muchas tienen políticas de devolución con las que si devuelves el producto te dan un vale por el mismo precio para gastar en esa tienda).   
  • 4. Los productos rebajados tienen que tener la misma calidad de siempre: la norma no permite que se vendan como rebajados productos defectuosos. 
  • 5. Durante unas rebajas, la tienda puede aplicar algunas condiciones especiales (no aceptar pago con tarjeta, cambiar su política de devoluciones…), pero deben anunciarlo clara y visiblemente para que todos los clientes lo vean. 
  • 6. El tique o factura es lo que necesitas para reclamar: consérvalo. 
  • 7. Están obligados a darte una Hoja de Reclamaciones si la pides. Debes rellenarla en 3 copias: una para ti, otra para ellos y una tercera que deberás presentar en la Oficina de Consumo. 
  • 8. En las compras por Internet tienes 14 días para arrepentirte y devolver el producto sin dar explicaciones: tendrán que devolverte todo lo que pagaste. Si vas a pagar online, lo mejor es una tarjeta prepago, una tarjeta de crédito o Paypal. Evita hacer transferencias bancarias si no te fías plenamente del vendedor. 
  • 9. Las compras impulsivas nunca fueron buenas: haz una lista de lo que necesitas. Piensa, medita… y de nuevo, compara.
  • Nuestra principal recomendación si quieres aprovechar las rebajas del Black Friday es que, si encuentras realmente una ocasión, la aproveches, pero con cabeza. Evita compra compulsivas, es mejor preparar de antemano una lista de deseos: conviene que tengas claro lo que necesitas y lo que puedes pagar por ello.